Skip to content

Bibliotecas escolares y ALFIN una relación obligada

noviembre 5, 2013

Con el cambio de modelo educativo de las universidades se premia más el tiempo dedicado al estudio y al trabajo realizado por los estudiantes. Este cambio de modelo educativo está enfocado a mejorar el autoaprendizaje de los alumnos y a hacer que estos sean más independientes a la hora de buscar la información que necesitan y una vez encontrada a saber gestionarla. Pero para esto los alumnos necesitan de una formación y es aquí donde las bibliotecas universitarias juegan un papel de vital importancia.

Las bibliotecas universitarias se han transformado en CRAIs, ahora la biblioteca ya no es el depósito de libros pasivo que conocíamos antes dónde lo único que se hacía era prestar libros o señalar donde estaba la información que se pedía. Ahora la biblioteca universitaria se ha transformado en un centro de formación. Un centro que enseña a sus usuarios las diferentes fuentes de información que pueden utilizar, como han de gestionar la información y como han de presentarla. Las bibliotecas se han convertido en un centro dinámico dónde los usuarios son formados en la utilización de los recursos presentes y los no presentes. Los usuarios son formados en ALFIN.

Y llegados a este punto mi pregunta es ¿los alumnos llegan suficientemente formados a las universidades y suficientemente preparados para digerir el cambio?. Yo no voy a entrar en discusiones de sí llegan bien preparados o no pero voy a dejar mi opinión del papel que deben jugar las bibliotecas escolares en este sentido, abarcando todas las etapas educativas.

Mi opinión es que las bibliotecas escolares pueden empezar a formar a los futuros universitarios y también a los no universitarios en la utilización de los recursos de información que tienen disponibles y en la gestión de la información. Está formación se puede llevar a cabo perfectamente desde la etapa de primaria donde se pueden dar algunas nociones adaptadas para los niños de estas edades y conforme vayan avanzando ir complicándolo un poco más para que cuando lleguen a la universidad, o para cuando vayan a una biblioteca sepan que es lo que se tiene que hacer, porque en la mayoría de los casos los adolescentes que pisan una biblioteca la pisan para utilizarla como sala de estudio y no se apoyan en las fuentes de información que tienen disponibles a su alrededor. La formación la deben llevar a cabo el encargado de la biblioteca (si es un profesional mejor) y los profesores trazando un plan de acción conjunta que les permita coordinarse y guiar a los alumnos de la mejor manera posible.

Para aclarar un poco lo que quiero decir voy a poner dos ejemplos de como se podría llevar a cabo la formación. Por ejemplo en primaria el profesor podría dar una lista de datos a buscar en enciclopedias y diccionarios y aconsejarles que visitaran la biblioteca escolar. Una vez los alumnos en la biblioteca escolar el bibliotecario ya sería el encargado de atender sus consultas y proporcionarles diferentes fuentes de información dónde buscar los datos solicitados. Con este sencillo trabajo los alumnos ya tendrían conocimiento de algunas fuentes de información y tendrían conocimiento de dónde pueden encontrarlas.

El segundo ejemplo es de secundaria o bachiller. Por ejemplo el profesor de historia puede pedir un trabajo sobre Leonardo da Vinci. El profesor puede enviarlos a la biblioteca o llevar un día su clase al espacio de la biblioteca para que consulten. Aquí por ejemplo el bibliotecario les podría explicar que la Biblioteca Nacional de España tiene una página de recursos interactivos sobre Leonardo da Vinci. Con esto y una vez finalizado el trabajo los alumnos tendrían conocimiento de la Biblioteca Nacional de España y de uno de sus recursos.

Cómo podéis ver la biblioteca escolar conjuntamente con el profesorado puede jugar o debe jugar un papel muy importante, ya no sólo en el fomento de la lectura sinó también en la formación educativa y la preparación de los alumnos para etapas posteriores. Ya sé que muchos posiblemente estaréis pensando que esto es imposible porque no hay suficientes recursos de personal y los políticos no tienen intención de cambiar, pero los blogs y redes sociales han de servir para difundir y defender el trabajo de los profesionales de las bibliotecas.

Francisco González Llopis

Anuncios
10 comentarios leave one →
    • noviembre 6, 2013 3:44 pm

      Gracias Cristina por aportarnos esta información y gracias por participar en mi blog. Yo sabía algo por noticias que he leído de que en Galicia las bibliotecas escolares están un poco más cuidadas que en otras comunidades autónomas. Al igual que he visto que en Extremadura también hay una red de bibliotecas escolares bastante activa. Espero que la gestión de las bibliotecas escolares de Galicia sirva de ejemplo para las otras comunidades autónomas.

      Me gusta

Trackbacks

  1. Bibliotecas escolares y ALFIN una relaci&oacute...
  2. Bibliotecas escolares y ALFIN una relaci&oacute...
  3. Bibliotecas escolares y ALFIN una relación obligada | Bibliotecas escolares y recursos educativos
  4. Bibliotecas escolares y ALFIN una relaci&oacute...
  5. Bibliotecas escolares y ALFIN una relación obligada | Bibliotecas Escolares Argentinas
  6. BE y ALFIN una relación obligada | Lectu...
  7. Bibliotecas escolares y ALFIN una relaci&oacute...
  8. BE y ALFIN una relación obligada | Bibli...

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: